Posibles problemas de garganta por el tabaco

Jueves 31 de mayo de 2018 y como no, como cada año desde 1987 es el Día Mundial contra el tabaquismo. Desde ORL Faes queremos apoyar este día y su propósito de fomentar un día de abstinencia del consumo de tabaco en el mundo. Además de ser perjudicial para la salud en general, fumar puede producir malestar en una de las zonas más vulnerables: la garganta. ¿Quieres saber más?

Hace unos años, en 2010, “Surgeon General” de Estados Unidos publicó un reporte en el que se podía leer que cada vez que el humo del tabaco es inhalado la garganta se expone a más de 7.000 químicos distintos. Estas propiedades tóxicas pueden desencadenar en distintas enfermedades, leves y graves, entre otros el dolor de garganta.

Irritación de garganta:

El humo, cualquier humo, puede irritar los tejidos de la garganta y la frecuente exposición al humo del tabaco potencia estas irritaciones. Además, según un artículo publicado en 1982 en el “American Journal of Public Health” se identifica en el humo del tabaco formaldehído y la acroleína, dos sustancias principales de dicha irritación.

Cambios vocales:

Ser un fumador asiduo puede causar cambios en la voz y darle una calidad rasposa o ronca. Cabe decir que estos cambios vienen acompañados de dolor de garganta y un carraspeo constante.

Cáncer:

Las personas fumadoras están en riesgo de padecer cáncer de labio, lengua, boca, laringe y garganta, según el reporte de 2013 de la American Cancer Society.

Para aliviar esa ansiedad que te provoca el tabaco y dejar de consumirlo, ¿qué tal si sales a correr un rato? Esto te puede ayudar a mantener a raya tu salud.