Vuelta al cole, vuelta a los resfriados. Consejos para aliviarlos

Septiembre. Se aproxima la vuelta al cole. Si bien en la mayoría de los casos volver a la rutina del día a día es algo esperado, también es cierto que la vuelta al cole de los más peques se asocia a la mayor probabilidad de coger un catarro. ¿Por qué?

¿Qué causa el catarro? Los culpables de los catarros son los virus casi en exclusiva, y se transmiten de una persona infectada a otra que no lo está. De esta manera, se podría decir que un aula llena de niños, es una incubadora perfecta de virus. Podéis pensar, “pasará lo mismo en un aula llena de adolescentes”. Nada más lejos de la verdad.

Los niños se acatarran más. ¿Por qué? La primera razón es muy simple. Están en contacto directo con otros niños, lo que posibilita más que se contagien. Pero la siguiente es la clave de la explicación. Los niños no están tan “preparados” inmunológicamente, y su sistema de defensa no conoce los microbios de manera que puedan defenderse adecuadamente. Esto provoca que se infectan con mayor facilidad. Con el siguiente dato seguro que os es suficiente para confirmar esto. Se estima que al año, cada adulto sufre de 1 a 2 catarros. Mientras los niños, sufren de 5 a 6. Hay bastante diferencia, ¿verdad?

¿Qué podemos hacer si nuestros hijos vuelven del cole con catarro? Por supuesto, intentaremos aliviar sus síntomas en la medida de lo posible. Los síntomas suelen ser nasales y de garganta y pueden curarse en una semana, pudiendo haber tos y fiebre. Recordemos que no podemos atacar el origen del problema, por lo tanto, trataremos de aliviar los síntomas.

Una de las prácticas más extendidas para aliviar los síntomas del catarro y atacar la mucosidad es el lavado nasal. En concreto, para usarlo con niños podemos encontrar en el mercado productos como Naso Faes Fluid + pediátrico . Con ello ayudamos a intentar descongestionar la nariz reduciendo la viscosidad del moco facilitando su eliminación, humedeceremos la mucosa nasal y reducimos el picor. Facilitamos la respiración, y favorecemos la acción de otros tratamientos nasales.

Ahora vamos con otro tema importante ¿cómo debemos aplicar Naso Faes Fluid + pediátrico? Inclinamos la cabeza del niño hacia un lado y aplicamos el Naso Faes Fluid+ pediátrico en la fosa nasal del lado opuesto. Pulverizamos una o dos veces durante aproximadamente 1 o 2 segundos en cada fosa nasal. Mientras dure la congestión, podemos repetir esta operación durante dos o tres veces al día.

Después de cada uso tenemos que limpiar el aplicador con agua templada y jabón neutro. Aclaramos y listo.

Tenéis toda la información sobre Naso Faes Fluid +pediátrico en el siguiente enlace.

Naso Faes Fluid +