Las verdaderas causas de la congestión nasal

Es una creencia muy común el pensar que la congestión es una acumulación de mocos, cuando en realidad está causada por el hinchazón de tejidos nasales por la inflamación en los vasos sanguíneos, generalmente a consecuencia de una infección o alergia. Aunque también se relaciona con:

  • Resfriado o gripe común, por virus o bacteria. En este caso la congestión suele durar entorno a una semana.
  • Infección sinusal, por bacterias, virus, moho u hongos. Su duración también ronda la semana.
  • Fiebre de heno u otras alergias.
  • Rinitis vasomotora no alérgica.
  • Uso excesivo de sprays o gotas nasales.

 

La desviación del tabique nasal es una de las causas más frecuentes en adultos, el 80% de las personas presentan una patología de este. Otra causa, aunque no muy frecuente, son los pólipos. La poliposis nasal puede llegar a obstaculizar el drenaje del moco, y así predisponer la inflamación de la mucosa.

En los niños es habitual que se presen cuerpos extraños en las vías nasales. Manipulan sin vigilancia juguetes u otras partículas y, muchas veces, terminan introduciéndose trozos de ellas generando congestión y rinorrea.

Según un estudio publicado en Journal PLos One, en algunos casos, la congestión podría estar relacionada con la humedad y la temperatura del aire que respiramos. Estos factores enfrían las vías nasales, algo que es detectado por unos “sensores” dentro de la nariz que estimulan la sensación de flujo del aire.

Esta inflamación de las membranas interiores causa: una sensación de tapón en la nariz, dificultad para respirar, estornudos, dolor en la cavidad nasal, acumulación de mucosidad en las fosas nasales o hinchazón de los tejidos nasales y en los ojos.

Cómo prevenir la congestión nasal es fácil. Para empezar debemos llevar una dieta rica en vitamina C (esta vitamina hace las funciones de un antihistamínico) que evita la producción excesiva de mucosa. Además, el tabaco y los cambios bruscos de temperatura son también factores a evitar. Sonarse los mocos puede aliviar temporalmente esta sensación de problemas respiratorios pero, cuidado, muchas veces termina irritando más la nariz y las membranas nasales. Por ello se recomienda usar pañuelos con talco, inhalación de vapor, limpiezas con soluciones salinas… Todo ello con paciencia, que no hay quien se libre de un par de días con dificultad para respirar.

 

 

Fuentes:

 

http://espanol.mercola.com/boletin-de-salud/aire-humedo-y-fresco-disminuye-la-congestion-nasal.aspx

http://www.bekiasalud.com/articulos/aliviar-congestion-nasal/ http://www.guiatucuerpo.com/remedios-caseros-congestion-nasal/ https://mejorconsalud.com/eliminar-congestion-nasal-en-un-minuto/ http://www.webconsultas.com/congestion-nasal/tratamiento-de-la-congestion-nasal-2651

https://www.vitonica.com/enfermedades/consejos-para-la-congestion-nasal